Separar Las Comidas:

Una de las grandes problemáticas de la salud, está dada por las interrupciones de los procesos digestivos. ¿Pero que quiere decir esto?, pues que cada alimento en su paso por el estómago, se demora un tiempo determinado, para ser metabolizado o digerido, antes de pasar al intestino, órgano en el que el proceso de digestión, completa su función. Como usted lo observará cuando lea el libro LAI 1, la proteína animal, como las carnes, se demora en el estómago, 4 horas en su primer proceso de digestión y que consiste en la desfragmentación o simplificación de moléculas complejas, para que una vez se hayan desdoblado, pasen al intestino y allí completen su asimilación. Este es el principio básico que en LAI se tiene en cuenta para que no se consuman simultáneamente dos productos o alimentos que tengan diferente tiempo de digestión. Es el caso por ejemplo, un almuerzo común y corriente en el que se consumen al mismo tiempo carne y arroz. Igualmente, una hamburguesa que es, carne y pan (cereal como el arroz) o una empanada fabricada con harina de maíz (cereal) y pollo. Estos casos patéticos, rompen con las reglas de LAI e implican a la postre, problemas digestivos que desencadenan con el tiempo en alguna enfermedad, según la persona. Separar las comidas o los alimentos, contempla precisamente la disciplina de no cometer dichos errores. Lea con detenimiento el 1er libro de LAI y a continuación el 2º libro titulado GRANDES SECRETOS DEVELADOS DE LAI.


La problemática que se desencadena por la inadecuada combinación de alimentos es bastante compleja. Entre ellas: La presencia de la acidez, fermentaciones que a la postre terminan en la formación de grasa, la formación de toxinas ocasionadas por las putrefacciones de una carne mal combinada, en fin, un cúmulo de sustancias que enrarecen el sistema circulatorio, llevando a la persona al riesgo de padecer alteraciones en el funcionamiento de sus órganos vitales. El consumo de una empanada de pollo, por ejemplo: Esa  empanada la han preparado en fritura, con aceite recalentado y que va a dejar en dicho producto la presencia de ácidos grasos saturados y triglicéridos. Ese es un punto de partida, para que el sistema circulatorio empiece a padecer riesgos que se manifiestan en enfermedades cardio vasculares. Y la situación riesgosa no queda ahí. El gran problema es que estas erróneas combinaciones alimenticias, a parte de que se presentan en gran cantidad de platos y preparaciones, es permanente, hecho por el cual, el deterioro lento e insidioso del organismo es un hecho. Continua...

Por favor comparte este artículo

Artículos relacionados